¿Qué son los bankers y cómo utilizarlos?

Si tienes dudas sobre cómo exprimir al máximo las apuestas de este tipo, no dudes seguir leyendo el siguiente post. Te contamos con varios ejemplos qué son los bankers y cómo funcionan. 

Un banker es una apuesta con un alto porcentaje de posibilidades de acertar y resultar ganadora, pero con la particularidad de que su cuota es baja. 

Se pueden utilizar por separado (en solitario), o combinándolas entre sí. Sin embargo, la clave de estas apuestas está en que nos pueden mejorar las cuotas de las apuestas combinadas o para apuestas múltiples. La finalidad de este tipo de apuestas está en que nos puede servir para mejorar la cuota de una apuesta combinándola, que en solitario sin embargo se queda corta, o para asegurarnos ganancias en apuestas de sistema. 

También se pueden utilizar en solitario con el objetivo de aumentar el “bank”. 

Sin embargo, no olvidemos que son apuestas en las que también se puede fallar. 

Cómo se utilizan las apuestas bankers 

Los bankers suelen ser apuestas muy utilizadas por jugadores experimentados. Con varios ejemplos puede quedar bastante más claro cómo funcionan los bankers y en qué situaciones podemos utilizarlos. 

1. Si queremos mejorar una apuesta combinada 

En primer lugar, podemos utilizar un banker con una apuesta simple cuya cuota no llega a lo que nos gustaría realmente, para combinar y así obtener una cuota más apetecible y atractiva. 

Supongamos que hemos apostado por ejemplo en un partido de Euroliga de baloncesto que el Real Madrid vencerá al Olympiacos, donde la casa de apuestas nos ofrece una cuota de 1,50 en caso de victoria. Como es muy baja, en esta situación buscamos un banker para subir la cuota con un partido del Atlético de Madrid-Barcelona con una cuota de 1,25 y con bastantes probabilidades de ganar. 

Al multiplicar 1,50 x 1,25 conseguiremos casi un total de 1,90 por cada euro apostado. La cuota sin duda resulta bastante más atractiva para apostar. 

2. Utilizar apuestas bankers en apuestas de sistema

Las apuestas de sistema combinan varias selecciones entre sí y entre cada una de ellas de forma independiente. Si incluimos un banker, al menos nos podemos asegurar una parte de la cantidad, de forma que si nos falla alguna selección, se reduzcan las pérdidas. Esta inclusión la podemos hacer en una combinación o en todas.

El uso de bankers en esta opción la vamos a entender mucho mejor con un ejemplo. Apostamos tres partidos con distintas cuotas: a 1,80, 1,90 y 2,00, y añadimos un banker con una cuota de 1,30 (más baja) que si manejamos bien nos puede ayudar a ganar algo de dinero, quitando el banker, que es el que no podremos fallar. 

    1. 1,80 (A) x 1,90 (B) x 1,30 (que es el banker)
    2. 1,80 (A) x 2,00 (C) x 1,30 (que es el banker)
    3. 1,90 (B) x 2,00 (C) x 1,30 (que es el banker)

Si apostamos 15 € en cada opción nos queda:

    1. 15 € x 4,446
    2. 15 € x 4,68
    3. 15 € x 4,94 

Así a primera vista, vemos que el único que no deberíamos fallar es el banker que está incluido en todas. Si acertamos el banker y dos más aseguraremos ganancias. En el caso de fallar el partido de 1,80, acertaríamos la apuesta 3. Si falla la B, solo acertaríamos la 2, y si fallamos la C, solo acertaríamos la A. Lo peor que puede ocurrir es fallar el banker. 

Las ganancias por tanto serían de:

    1. 21,69 €
    2. 25,20 €
    3. 29,10 €

3. Utilizar bankers para mejorar el bank 

Por último está la opción de utilizar bankers para mejorar nuestro bank a largo plazo y sin correr bastante riesgo. Por ejemplo cada cuatro unidades jugadas a una cuota de 1,30. 

En definitiva, los bankers son apuestas que tienen más posibilidades de asegurar determinadas ganancias, pero no olvidemos que también pueden fallar. La clave está en conocer bien el mercado donde seamos capaces de valorar si la cuota es verdaderamente rentable. Recuerda que es importante mantener el control y jugar de forma responsable.